Encontrando a tu público objetivo

Tiempo de lectura: 7 Minutos Emailología

Estoy seguro de que todos y cada uno de nosotros en algún momento nos hemos quejado de tener demasiados emails en nuestra bandeja de entrada.

Concuerdo que registrarse a una lista para obtener un descuento es buena idea, sin embargo, en ocasiones tampoco hay necesidad de compras adicionales con esa marca, por lo que no tiene sentido seguir suscritos.

Tal vez, también ya has intentado ganar un sorteo en el que una marca se asoció con otras para compilar el paquete de premios. En consecuencia, te estás suscribiendo a marcas que ni siquiera sabías que existían, y la verdad es que no estabas prestando atención y solo querías las cosas gratis.

Incluso, las marcas a las que nos hemos suscrito legítimamente, nos pueden decepcionar después de demasiados correos electrónicos irrelevantes.

Sin embargo, hay una acción que puede superar cada una de estas instancias, y es la segmentación.

Por eso es que resulta tan importante encontrar a tu público objetivo.

¿Qué es una audiencia segmentada?

Un público objetivo segmentado se define como el grupo de personas (o para fines de email marketing la lista específica o segmento) al que se dirige una campaña.

Es el target demográfico para cada uno de tus esfuerzo de marketing.

Es también a quién sería más probable convertir, tomando como base una campaña de email marketing que pudieras enviar.

Por ejemplo, si eres dueño de una empresa de fontanería, tu público objetivo sería propietarios de casas y propiedades.

Es importante recordar que el público objetivo es quién tiene más probabilidades de comprar tus bienes y/o servicios y no necesariamente para quienes los bienes y servicios están destinados.

Tomemos, por ejemplo, una tienda de juguetes. Sí, los niños (de todas las edades) jugarán con los juguetes. Sin embargo, la mayoría de las veces son los padres, abuelos, tías y tíos los que son más propensos a comprar los juguetes.

¿Por qué es importante encontrar un público objetivo para cada email que envías?

En nuestra guía, ¿qué es lo que hace grandioso a un email?, discutimos que el contenido es lo que hace relevante a un email.

Sin embargo, la línea de asunto, la copia del correo electrónico y una llamada a la acción son solamente la mitad de los elementos que decimos que hacen grandiosos a los correos electrónicos.

Tu público objetivo es la otra parte que hará que tus emails sean grandes.

Parafraseando un viejo dicho, la grandeza está en el ojo del espectador.

En los ejemplos anteriores de la sobrecarga de la bandeja de entrada, todos lo podrían haber evitado si los suscriptores hubieran podido relacionarse con el tono y el contenido de los emails. En consecuencia, eso habría hecho que los correos electrónicos fueran grandiosos y significantes para los usuarios.

Esta es la razón por la que resulta primordial asegurarse de que cada campaña que enviaras se dirigirá hacia el público objetivo correcto.

Después de todo, todos hemos oído la famosa frase de John Lydgate, que también fue compartida por Abraham Lincoln.

… no puedes complacer a todas las personas todo el tiempo.

Una gran parte del tiempo, toda tu lista de contactos no estará interesada en todos los correos electrónicos que deseas enviar. Sin embargo, un email bien dirigido a la audiencia correcta es mucho más probable que encuentre a una audiencia feliz.

¿Estás enviando tus correos al público apropiado?

Es importante atender las necesidades e intereses de cada suscriptor. Un público objetivo significa un segmento de tu(s) lista(s) lleno de personas que están satisfechos con los correos electrónicos que están recibiendo.

De hecho, a principios del 2015, ¡el 80% del ROI del email marketing era resultado del envío de campañas a audiencias segmentadas!

No existen audiencias dirigidas sin segmentación adecuada

Saber a quién dirigir tus campañas comienza con una comprensión de los segmentos de lista que debes crear.

La segmentación de la lista no tiene que ser difícil.

De hecho, puedes comenzar desde el formulario de registro. Con base en los campos de datos de éste, puedes ordenar a los nuevos suscriptores desde el principio.

Para empezar, una forma sencilla en la que puedes segmentar tu lista es por demografía. Esto incluye el género, la edad y la ubicación. Es posible recopilar estos datos en la suscripción, no pienses que estarás desactivando suscriptores potenciales por hacerlos completar tu formulario.

También puedes crear un público objetivo segmentado en torno al tipo de industria en la que se encuentra el suscriptor, el tamaño de su empresa o cualquier otro rango de datos que puedas solicitar en tu formulario de registro.

El nivel de compromiso es otra oportunidad para segmentar tu lista. Encuentra a los suscriptores que interactúan más a menudo con tus emails. Eso podría significar saber quiénes los están abriendo mucho o incluso, aquellos que tienden a hacer clic en los enlaces. Este grupo resultará útil si deseas obtener comentarios de los clientes a través de una encuesta o si deseas crear un programa de fidelidad.

Mientras que tus suscriptores más activos hacen para tí un gran segmento, lo contrario también es cierto. Los suscriptores inactivos son otro segmento que puedes crear y segmentar. Te puedes dirigir a esa audiencia con una campaña de reenganche para volverlos a incorporar. Limpia tu lista a los que permanecen inactivos después de esto.

Por su parte, el historial de compras de tus clientes es otro segmento que puedes crear. Cuando conoces los bienes o servicios que han adquirido anteriormente, puedes orientar a esa audiencia con una directriz que apunte  hacia sus intereses.

Ejemplos de audiencias segmentadas

Una cosa es ver cómo puedes segmentar y otra cómo segmentar a tus audiencias. Sin embargo, ver ejemplos resulta más relatable:

  • Tal vez eres una micro cervecería. Puedes segmentar tu lista en personas que les gusten las IPAs o las cervezas de trigo basándote en los artículos en los que están haciendo clic a través de tus emails.
  • Si eres una concesionaria de automóviles, puedes enviar campañas específicas basadas en los tipos de coches sobre los que están haciendo clic en tus promociones por correo.
  • Tal vez estás a cargo del email marketing de tu parque local. Puedes segmentar y crear correos electrónicos específicos para los campamentos de niños, actividades para adolescentes y programas para adultos basados ​​en el contenido en el que tus suscriptores han mostrado interés.

También puedes crear audiencias segmentadas para los suscriptores que están más enganchados con tus emails.

Esta es la audiencia que es más probable que abra tus correos electrónicos. Incluso, ¡podrían llegar a emocionarse al recibir un email de tu parte! Y, de hecho, es una buena idea recompensar ese nivel de compromiso.

Puedes ofrecer a tus suscriptores más leales un avance secreto de los lanzamientos de los nuevos productos. Dales acceso prioritario a estos productos como recompensa por su lealtad.

En el extremo opuesto, puedes crear un público objetivo de tus suscriptores inactivos. La manera más fácil y más común de dirigir esta audiencia es diciéndoles que los vas a eliminar de tu lista a menos de que elijan continuar con la suscripción. La gente quiere lo que no puede tener, por lo que, probablemente, comenzarán a prestar mayor atención a tus correos electrónicos.

El historial de compras también te proporciona la información que necesitas para crear públicos específicos. Piensa en cualquier momento que hayas comprado algo en Amazon. Estoy seguro que has recibido un correo electrónico después de la compra que dice algo como esto:

“Debido a que compraste Cards Against Humanity, también te podría interesar What Do You Meme? Juego de fiesta para adultos.”

Si tu empresa requiere pagos periódicos, también puedes crear un público objetivo de cuentas canceladas o caducadas. Muéstrales cómo actualizar la información de su tarjeta de crédito con un video rápido. Es probable que recuperes cuentas perdidas y también dinero!

Tips para entender a tu audiencia segmentada

Es muy importante entender quiénes son los individuos en cada público objetivo.

Una forma sencilla de hacerlo es creando perfiles de clientes.

Incluso, puedes buscar imágenes de Google y elegir una foto para cada público objetivo y el individuo que representará a cada persona. Considera el coche que conducen, los lugares en los que compran e incluso qué revistas o blogs les gusta leer.

También debes recurrir a tus informes para obtener una mejor comprensión de cada público objetivo.

Tus informes son otra oportunidad para entender a tu público objetivo.

Allí, puedes ver el dispositivo en el que están abriendo tus emails, a qué hora están abriendo esos correos electrónicos y los productos o servicios de interés basados ​​en clics.

Puedes averiguar si tu público objetivo está abriendo los correos en teléfonos inteligentes o si se abren en una computadora. Esto te ayudará a conocer cómo deberá ser tu proceso de ventas. Si es difícil para ellos suscribirse desde un teléfono, crear un proceso que funcione adecuadamente en dicho aparato les permitirá hacer un seguimiento de una manera que les permitirá suscribirse.

Lo mismo ocurre con el tiempo que pasa para que tus correos electrónicos se abran. Aprende cuándo se abren tus correos electrónicos para cada uno de tus segmentos y sabrás cuándo sincronizar tus ofertas. Los correos de madrugada pueden alcanzar a los que están abriendo sus emails temprano desde la cama (incluso, en el baño) cada mañana. Si eres un negocio donde tu equipo de ventas habla con clientes potenciales por teléfono, es posible que desees enviar una campaña dirigida a este segmento, pues te permitirá programar una llamada o un demo más tarde en el día.

Cada uno te dará una ojeada adicional en las vidas de tus suscriptores y te ayudará a saber quiénes son como personas. Después de todo, recordar que hay personas detrás de las direcciones de correo electrónico, es quizás la parte más importante de la comprensión de un público objetivo.

Conclusión

En primer lugar, tienes que entender lo que es un público objetivo y por qué son importantes.

Armado con ese conocimiento, puedes comenzar a crear tus audiencias segmentadas. Esto comienza con el formulario de registro y continúa a lo largo de tu relación con tus suscriptores.

Una vez que hayas segmentado tu lista(s) en varios públicos objetivo, puedes crear campañas adaptadas específicamente a esos grupos de personas.

Eso es lo que significa enviar correos electrónicos grandiosos.

Comparte tus ideas

¿Qué haces para crear segmentos y  públicos objetivo?

Queremos escuchar de ti. Cuéntanos en los comentarios tus consejos favoritos para crear campañas de emails segmentados grandiosos.

¿Quieres aprender más?

Esta publicación es solo una parte de lo que se trata la búsqueda de tu público objetivo, una parte integral de lo que hace grandioso a un correo electrónico.

Es por eso que escribimos una nueva guía llamada “¿Qué es lo que hace grande a un email?”.

Allí podrás obtener una mejor comprensión para segmentar los públicos objetivo y aprenderás estrategias prácticas para crearlos.
Haz clic aquí para descargar ¿Qué es lo que hace grande a un email?.

Empieza hoy

Si esta publicación te ha inspirado para hacer un email grandioso para tus audiencias segmentadas, regístrate para obtener el Benchmark Starter Plan gratuito.

Si ya eres miembro, abre tu cuenta y empieza a aplicar lo que has aprendido a usar.

La manera más inteligente de conectar con tus suscriptores

Motivamos a los marketers con soluciones de email engagement intuitivas, respaldadas con estrategias prácticas y soporte dedicado. Incrementa tus ventas y trabaja para hacer a tus clientes felices.

Content & Social Networking Manager

avatar
  Subscribe  
Notify of